UVCulturaUV Logo del portal

M(UV)HN. MUSEU DE LA UNIVERSITAT DE VALÈNCIA:
Història Natural

Campus Burjassot - Paterna

Dr. Moliner, 50. Burjassot

Tranvía: Vicent Andrés Estellés (Linea 4) y EMT (Linea 63)

Horario: Lunes a viernes de 10:00 a 19:00

Sábado de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 19:00 (excepto sábado 24 de febrero que se abrirá de 10:00 a 14:00)

Domingo de 10:00 a 14:00

 
 
 
 
 
 
Pterosaurio. Tropeognathus. © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
 
Organiza:
 
 
Universitat de València
Vicerectorat de Cultura i Igualtat
 
Patrocina:
 
 
 
 
 
Generalitat Valenciana
Conselleria d'Educació, Investigació, Cultura i Esports:
Direcció General de Cultura i Patrimoni
Secretaria d'Educació i Investigació
Diputació de València
 
Colabora:
 
Fundació General de la Universitat de València
 
Directora: Anna María García Forner 

 

 

 

 

 

El Museu de la Universitat de València: Història Natural -M(UV)HN- es una nueva instalación de la Universitat de València que nace con la idea reunir en un único espacio los elementos más relevantes de sus 32 colecciones científicas con centenares de miles de ejemplares y ofrecer este ingente patrimonio cultural y científico a la sociedad valenciana. Además, el M(UV)HN se convierte en un espacio de investigación y formación para la comunidad universitaria y el público en general.
 
El museo, que cuenta con el patrocinio de la Generalitat Valenciana, la Diputación de Valencia, la Consellería de Educación, Investigación, Cultura y Deportes (Dirección General de Cultura y Patrimonio y Secretaría de Educación e Investigación), y la colaboración de la Fundació General de la Universitat de València, se ubica en las dependencias de uno de los edificios de servicios generales del campus de Burjassot que se ha acondicionado para tal uso.

La mayor parte de fondos proceden del Museo de Geología de la Universitat, ubicado, hasta la fecha, en las instalaciones de la Facultad de Biología del campus de Burjassot, que fue reconocido como Museo por la Generalitat Valenciana en 1996. Algunos de estos ejemplares formaban parte del Gabinete o Museo de Historia Natural de la Universidad de Valencia, que albergó el patrimonio científico de la Universitat desde la segunda mitad del siglo XIX  hasta que un devastador incendio en mayo de 1932 lo destruyó por completo, acabando así con buena parte de las colecciones.
 
 
 
 
 
Águila moteada o clanga (Aquila clanga). Ejemplar taxidermizado por Jose María Benedito en 1885. 
Se trata de una especie esporádica en nuestro territorio, de la que se tienen constancia de muy pocos ejemplares. © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
El Museo de Historia Natural de la Universidad de Valencia de 1932 fue el segundo centro patrimonial y científico de España (únicamente detrás del Museo Nacional de Ciencias Naturales de Madrid) estaba ubicado en la planta principal del ala sur del edificio histórico de la Universitat, actual Centre Cultural La Nau. De aquella catástrofe solo pudieron rescatarse algunos ejemplares zoológicos y botánicos que la Universidad había ido recopilando a lo largo de cinco siglos, pero los fondos geológicos y paleontológicos se perdieron. Los ejemplares zoológicos taxidermizados se exponen ahora en la sala de zoología del nuevo museo.
 
Con una superficie de más de 900 m2, el edificio consta de dos plantas al servicio de los tres principios básicos de un museo: exposición, docencia e investigación. En la planta baja, se presentan las exposiciones permanentes y especializadas en tres espacios.
 
 
 
 
 
Vertebrados taxidermizados pertenecientes a la colección histórica de la Universitat de València © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
 
En primer lugar, está el hall de entrada, donde se encuentra una de las piezas emblemáticas, la reconstrucción de un pterosaurio, uno de los primeros vertebrados en conquistar el aire y del cual la Universitat conserva restos originales, a partir de los cuales se ha reconstruido y modelado este esqueleto. Este espacio se destinará a exposiciones temporales. 

En el ala izquierda se ubica la sala de zoología, que recoge la colección histórica de animales taxidermizados, principalmente aves. Dichas colecciones se exhiben en las vitrinas originales rescatadas del incendio y que han sido restauradas y acondicionadas para acoger de nuevo a los ejemplares disecados. En la misma sala se pueden observar también diversos esqueletos de animales realizados mayoritariamente como trabajos docentes y que sirven como ejemplares de comparación. 

En el ala derecha se encuentra la sala de exposición de geología y paleontología. La visita a dicha sala es un viaje a la historia de la Tierra y de la vida. Dentro de dicha sala hay un recinto donde se puede visitar “el meteorito” aprender qué son y la importancia de su estudio, en un ambiente divulgativo a través de diversas proyecciones y de una gran pantalla táctil con la que el público podrá impactar sus propios meteoros. La exposición de fósiles se ubica en mobiliario original, también restaurado y que permitirá entender qué son los fósiles, cómo se formaron y cuál es la importancia de su estudio. Todo ello a través del recorrido temporal desde el origen de la vida hace unos 4.000 millones de años hasta nuestros días. Dentro de la misma sala, también se podrán visitar sendas colecciones de minerales y rocas, organizados de manera didáctica, así como una vitrina con minerales fluorescentes.
 
 
 
 
 
Fósil ammonoideo © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
La sección de laboratorios (para la conservación e investigación), la integran cuatro salas. En la planta baja se ubica un laboratorio de restauración y preparación de materiales paleontológicos, visible para el público desde la entrada. Los otros tres laboratorios se encuentran en la planta superior: un laboratorio para la realización de moldes y réplicas, un laboratorio de restauración y preparación biológica y un laboratorio de rocas y minerales industriales. Todos estos laboratorios cuentan con las medidas de seguridad y prevención. 

Las zonas de depósito (almacén) de los fondos no expuestos se encuentran emplazadas de acuerdo a sus necesidades. Así, la “Litoteca” alberga los ejemplares geológicos y paleontológicos. Debido al peso y el volumen que ocupan, se encuentran situadas en la planta baja, donde hay también un acceso directo desde el exterior para grandes cargas. Esta sala ha sido equipada con armarios compactos que permiten un gran aprovechamiento del espacio, tan necesario en estas instituciones. El almacén de materiales biológicos “Bioteca” se encuentra ubicado en la primera planta, frente al laboratorio biológico, facilitando así el trasvase de los ejemplares, también posee una entrada directa desde el exterior (a través de un montacargas) y dispone también de dos cámaras climáticas de conservación y cuarentena. Todas estas salas disponen de las medidas ambientales adecuadas para los fondos que albergan.
 
En la planta primera, además se ubican los correspondientes despachos y zonas de trabajo de gabinete estudio e investigación, así como la sala de formación. Esta última es un amplio espacio dotado con mobiliario versátil y un equipamiento de última generación preparada para poder impartir talleres docentes (lupas, microscopios ordenadores, etc.), como cursos de formación, tanto presenciales como por telepresencia a través de una gran pantalla de proyección. Su uso podrá destinarse tanto a alumnado de diversos niveles de educación primaria y secundaria como de formación y reciclaje de profesorado y otros colectivos.
 
El museo también se prolonga por los exteriores del edificio con un recorrido didáctico a través de un jardín didáctico de botánica y un jardín geológico. Este último, se está iniciando en estos momentos y hasta la fecha está integrado por tres rocas representativas de la Comunidad Valenciana. La primera de ellas, donada por la empresa Mármoles Coto S.L (Alicante), se trata de una roca caliza formada en una plataforma marina poco profunda durante el Eoceno inferior-medio (45-50 millones de años aproximadamente) a partir de restos de esqueletos (conchas y caparazones) de microorganismos unidos por un cemento calcáreo. Este mármol procede del yacimiento de Monte Coto Pinoso (Pinoso, Alicante), que se explota para la obtención de mármol crema marfil. Esta cantera de mármol es la mayor de Europa con una producción máxima de 500.000 metros cúbicos anuales.
 
 
 
 
 
Exterior del M(UV)HN © Miguel Lorenzo
 
 
 
 

La segunda roca se trata de una caliza microcristalina constituida principalmente por calcita y algo de dolomita, y presenta materia orgánica finamente dispersa que colorea el material en tono gris. La roca pertenece a la Formación Calizas y Dolomías tableadas de Cuevas Labradas (Jurásico) de la cantera Salto del Caballo (Almenara, Castellón). Este ejemplar ha sido donado por gentileza de Lafarge – Holcim, fábrica de Sagunto. El tercer ejemplar se trata de un yeso. Es un ejemplo de roca sedimentaria de origen químico, formada por precipitación de una salmuera sulfatada. Procede de la Formación Yesos de Ayora (parte superior del denominado Grupo Valencia, del Triásico Superior entre 237 y 208 millones de años) en una de las canteras que explota la empresa Saint Gobain Placo Ibérica S.A., en Soneja (Castellón) por quien ha sido donada. La actividad de dichas canteras se remonta a la época romana.
 
El Museu de la Universitat de València: Història Natural pretende dar cabida y entidad a la diversidad de los bienes que se custodian, y más allá de albergar colecciones, convertirse en un centro de documentación e información científica y técnica, tanto para el gran público como para los especialistas; creando un espacio propicio para reuniones, conferencias, coloquios y debates sobre temas científicos de actualidad. Ser un espacio de dinamización y difusión cultural y científica mediante la puesta al día y el uso de nuevas tecnologías, que incite a la curiosidad y promueva la exploración y el aprendizaje de los visitantes de todas las edades. 
 
 
 
 
 
Osteología © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 

Las piezas más emblemáticas de la exposición

Entre las piezas emblemáticas del Museo destaca un meteorito. Se trata del meteorito bautizado oficialmente como “Valencia”, con un peso de 33,5 kg y dimensiones de 37 x 24,5 x 19,5 cm y con una edad de formación cercana a los 4.600 millones de años.

Geoquímicamente, “Valencia” se clasifica como una condrita tipo H5 (meteorito rocoso rico en silicato) y forma parte de la colección de rocas del Departamento de Geología de la Universidad de Valencia. El Comité de Nomenclatura de Meteoritos de la Sociedad Meteorítica de la NASA aprobó en 1997, Valencia como un meteorito. A pesar de ser uno de los escasos meteoritos de España autentificados en los últimos 100 años, los documentos históricos que podrían haber arrojado luz sobre la ubicación exacta y fecha de su caída fueron destruidos por un incendio que arrasó la mayor parte de la Universidad de Valencia en 1932 por lo que se desconoce su procedencia.

El estudio de los meteoritos condríticos aporta claves importantes para comprender el origen y la edad del Sistema Solar, la síntesis de compuestos orgánicos, el origen de la vida o la presencia de agua en los planetas del sistema solar. La aprobación internacional del meteorito Valencia, también ha renovado el interés en la investigación de meteoritos en España. Esta nueva pieza única de patrimonio científico y geológico se puede ver actualmente en una sala destinada especialmente para su observación en el M(UV)HN.

Otra de las piezas fundamentales es una reconstrucción de un pterosaurio, uno de los primeros vertebrados en conquistar el aire en la Era Mesozoica (228 a 66 millones de años). La Universitat conserva en este museo fósiles de esta especie y gracias a la realidad aumentada el público podrá observar el aspecto y vuelo de este singular reptil. Aunque se asemejen, los pterosaurios no fueron dinosaurios, aunque sí convivieron con ellos durante decenas de millones de años. 
 
Los pterosaurios son un grupo fascinante de vertebrados. Diferentes a los dinosaurios aunque estrechamente emparentados con estos, fueron los primeros vertebrados en desarrollar la capacidad de volar activamente y dominaron los cielos durante la Era Mesozoica, mucho antes que las aves. Tropeognathus es uno de los mayores pterosaurios conocidos hasta la fecha. Con un modo de vida estrechamente ligado al mar, Tropeognathus surcó los cielos del naciente Océano Atlántico hace entre 115 y 100 millones de años, durante el Cretácico Inferior. Planeando sobre la superficie del agua con ayuda de sus extensas alas, se cernía sobre sus presas, capturándolas desde el aire con sus grandes mandíbulas coronadas por sendas crestas y sembradas de dientes cónicos y afilados.
 
 
 
 
 
Esqueleto Pterosaurio. Tropeognathus. © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 

En el Museu de la Universitat de València: Història Natural M(UV)HNN se ha logrado devolver a Tropeognathus a la vida. La nueva aplicación móvil desarrollada por el M(UV)HNN brindará al público una experiencia virtual asombrosa, al tiempo que los introduce al extraordinario grupo de los pterosaurios. Con la única ayuda de un smartphone, las personas que visiten la instalación serán testigos directos de la reconstrucción secuencial de Tropeognathus: su esqueleto, su musculatura e incluso su piel y aspecto externo. Una vez devuelto a la vida gracias a la realidad virtual, Tropeognathus emprenderá el vuelo saliendo del museo e introduciéndose en su hábitat mesozoico.

En el museo también se hallan depositadas varias huellas de tortuga primitiva del Triásico Superior que un equipo de Paleontólogos de la Universitat de València ha descubierto en tres afloramientos en la provincia de Valencia, concretamente en los municipios de Domeño, Quesa y Cortes de Pallás. Este hallazgo supone uno de los registros más antiguos de estos vertebrados en el mundo, ya que los registros se remontan a hace más de 227 millones de años, y amplía el conocimiento sobre la evolución y diversificación del grupo en relación con el medio acuático.
 
Las colecciones de fósiles están formadas fundamentalmente por ejemplares procedentes de excavaciones y también (aunque en menor proporción) de donaciones, legados e incautaciones. Se trata de un material de muy gran valor científico (se custodia diversas especies tipo, y son varias decenas de ellos los que forman parte de la ‘Tipoteca’) y que son objeto de investigaciones y publicaciones científicas de alto índice de impacto, por citar algunos de ellos: la mandíbula de un Hadrosaurio (Dinosaurio Pico de Pato), restos de Pterosaurio, huellas de tortuga (las más antiguas encontradas hasta la fecha en España), restos de marsupiales, tigres de dientes de sable, camellos, rinocerontes, ámbar, peces e insectos extraordinariamente fosilizados, etc.. 
 
 
 
 
 
Meteorito "Valencia" © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
La colección de instrumentos científicos es de gran valor patrimonial, por cuanto algunos de ellos datan de finales del siglo XIX (previos al incendio).
 
En cuanto a los grupos zoológicos actuales cabe destacar la colección de aves ‘taxidermizadas’ históricas. Se trata de diverso material de especies (actualmente infrecuentes) de la segunda mitad del siglo XIX (alimoche; águila perdicera, dos águilas reales; …) o principios del XX (águila imperial, cisne cantor, ganso campestre, quebrantahuesos…). Dichas piezas son las más antiguas de dicha colección y sobrevivieron al incendio de 1932. De entre ellas podríamos destacar:
 
Buitre negro (Aegypius monachus), este ejemplar ya se cita en 1916 por Antimo Bosca como “Vultur inonachus L. Buitre negro; aunque más raro, existe aún un soberbio macho disecado en la colección de la Universidad…”
 
Quebrantahuesos (Gypaetus barbatus). Esta especie ya era muy rara a principios del siglo XX (Boscá, 1916) y en este mismo trabajo del autor valenciano se menciona la presencia de estos dos ejemplares en el Gabinete de la Universidad. En la actualidad, esta especie se ha extinguido en la mayor parte de España, pero permanece y se reproduce en los Pirineos, aunque de forma regular se observan ejemplares divagantes por toda la Península.
 
Además, en el museo se pueden contemplar ejemplares de rocas y minerales, algunos de ellos representativos de la riqueza mineral de la Comunidad Valenciana, estructuras sedimentarias, colecciones de instrumentos científicos y colecciones paleontológicas, que conforman además los fondos más numerosos del museo. Destaca sobre todo una vitrina de exposición con minerales fluorescentes.
 
 
 
 
 
Colección de instrumentos científicos, Telurio planetario © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 

El museo también custodia una réplica del “artefacto” que se construyó con motivo del homenaje que la Universitat le hizo a Stanley Miller, puso en práctica una teoría científica promovida por su mentor, el premio Nobel de Química Harold Urey, demostrando que las moléculas esenciales de la vida se forman espontáneamente en las condiciones supuestas de la Tierra primitiva. Para recrear el proceso en el laboratorio, Miller diseñó un circuito cerrado y sin aire que emulaba la Tierra prebiótica. Esta pieza es una reconstrucción dicho aparato y conserva la firma original de Stanley Miller.
 


Los fondos no expuestos

La peculiaridad de ser un Museo Universitario, es que los ejemplares que se encuentran expuestos suponen una fracción muy pequeña respecto de los fondos en general que custodia la propia institución.
 
En general y por citar algunos ejemplos, las colecciones paleontológicas que reúne M(UV)HN son de gran valor científico y tienen la particularidad que se van revalorizado de manera continua por las investigaciones en curso del personal docente e investigador de la Universitat. El material procedente de las excavaciones, queda legalmente depositado en la Universitat –ahora en esta nueva instalación-, lo que permite garantizar su conservación además de favorecer el acceso a dichos fondos a la comunidad científica. De este modo, el personal investigador de la Universitat, se beneficia en cuanto a que el estudio del mismo no se ve entorpecido por los trámites burocráticos que supondrían que dichas colecciones se depositaran en otra institución ajena a la institución académica.
 
 
 
 
 
Tridaena de las colecciones de Ciencias Naturales padre Ignacio Sala © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 

El material más valioso, bajo el punto de vista científico, se encuentra depositado en la “Tipoteca”. Se trata de un espacio acondicionado con medidas especiales de seguridad tanto ambiental como de intrusión, donde se depositan los ejemplares de las “Series Tipo” (junto con su documentación pertinente), que han de ser custodiados de manera especial y al mismo tiempo permitir su estudio.
 
Las colecciones procedentes del antiguo Museo de Ciencias Naturales del Padre Ignacio Sala (Jesuitas), acaban de ser incorporadas a estas instalaciones. Se trata de más de 16.000 ejemplares entre plantas animales taxidermizados, modelos didácticos variados, rocas, minerales, etc. Y se hallan en fase de inventario y preparación.
 


Los antecedentes

La Universitat de València posee un rico Patrimonio Científico y Natural recogido en muy diversas colecciones, que abarca desde instituciones museísticas reconocidas oficialmente a colecciones creadas y utilizadas esencialmente en investigación y/o en docencia. Este patrimonio está asociado a su propia historia y se encuentra disperso por sus múltiples centros. No en vano, el Gabinete o Museo de Historia Natural de la Universidad de Valencia, fundado a mediados del siglo XIX, fue el segundo centro patrimonial y científico (únicamente detrás del Museo Nacional de Ciencias Naturales de Madrid) de importancia en el estado español. El Gabinete de Historia Natural estuvo activo y fue enriqueciendo sus fondos hasta que el 12 de mayo de 1932 se produjo un devastador incendio que devoró gran parte de sus colecciones. 

El compromiso de la Universitat con su patrimonio se ve reflejado en el reconocimiento de dichas colecciones. Tal es el caso del Museu de Geologia de la Universitat de València, centro museístico reconocido oficialmente tanto por la administración autonómica competente (Resolución 26/02/1996, DOGV 2.742), como por la propia Universitat de València como Museo Universitario. Es el primer Museo universitario reconocido con estas categorías en España.
 
 
 
 
 
Colecciones de Ciencias Naturales padre Ignacio Sala. Insectos. Coleoptera © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 
En este sentido, el Museo de Geología de la Universitat de València (MGUV), desde sus orígenes, pero sobre todo desde su reconocimiento como Museo Universitario, se convirtió en el Centro Oficial de depósito de Bienes Muebles tanto en materia de geología y paleontología como de otros elementos relacionados con la Ciencia y la Historia Natural, de manera que el patrimonio científico y natural de la Universitat se ha visto enriquecido de manera continuada en los últimos años.

Los materiales que se venían depositando en dicho centro, son cada vez más heterogéneos tanto en procedencia como en composición, por lo que la descripción de sus fondos corresponde de una manera más amplia a la de un Museo de Historia Natural.

Es por ello que, desde la Universitat de València, surgió la iniciativa de reunir todas estas colecciones en un único espacio, aprovechando y optimizando recursos. De este modo, el Museo de Geología de la Universitat de València quedó reconvertido en Museu de la Universitat de València: Història Natural, tanto por parte de la Universitat de València (Acuerdo del Consell de Govern de la Universitat de València de 22 deciembre de 2016) como por parte de la Consellería de Educación, Investigación, Cultura y Deportes de la Generalitat Valenciana (Resolución de 12 de abril de 2017). 
 
 
 
 
 
Colección de la carpoespermateca. Semillas y frutos (cápsulas y vainas) de diferentes especies © Miguel Lorenzo
 
 
 
 
 

Las 32 colecciones

Hasta la fecha, en la Universitat de Valencia se pueden catalogar un total de 32 colecciones en materia de Historia Natural. Todas ellas, patrimonio de la Universitat de València, se encuentran diseminadas en diversas ubicaciones, dado que son colecciones “vivas” fruto de investigaciones y conservadas y almacenadas en las condiciones adecuadas para su función.
 
BOTÁNICA 
01. Colección de Plantas Vivas
02. Colección de Plantas Vasculares del Herbario (VAL)
03. Microalgas simbiontes de líquenes
04. Herbario de Algas (VAL_Algae)
05. Colección de Hongos (VAL-Myco)
06. Colección de Líquenes (VAL-Lich)
07. Herbario de Briofitos (VAL-Brio)
08. Colección del Banco de Germoplasma
09. Colección de Carpoespermateca
10. Jardín Didáctico
11. Colección de Histología y Anatomía Vegetal
 
GEOLOGÍA Y PALEONTOLOGÍA
01. Colecciones de Micropaleontología
02. Colección de vertebrados continentales cenozoicos
03. Vertebrados fósiles no mamíferos
04. Colección del Triásico
05. Fósiles del Devoniano español
06. Los legados de geología y paleontología
07. Las colecciones docentes
08. Minerales y rocas industriales 
09. El antiguo Museo de Geología
 
ZOOLOGÍA
01. Colección de Entomología
02. Colección de Nematología
03. Colección Docente del Departamento
04. Colección Histórica
05. Colección Unidad de Zoología Marina
06. Colección Helmintología Terrestre
07. Colecciones de Biología Marina
 
OTRAS COLECCIONES
01. Colecciones de Ciencias Naturales Padre Ignacio Sala S.J.
02. Colección de Instrumentos Científicos
03. Colección Museográfica del Observatorio Astronómico
04. La Colección Española de Cultivos Tipo
05. Donaciones y legados
 
 

Un museo accesible

La Universitat inaugura en Burjassot un Museo de Historia Natural, con exposiciones de geología y zoología accesibles para personas con diversidad funcional, elaboradas en colaboración con Feedback Cultural. Es el primer museo que nace con un proyecto de carácter inclusivo y entre sus objetivos está el propósito de mejora constante, tener la capacidad de evolucionar y de estar a disponible y al servicio de todos los usuarios.

La APP. Para moverse por el museo y descubrir sus colecciones, tanto las personas con diversidad funcional visual y auditiva como el público en general, contarán con la ayuda de esta audioguía que se podrán descargar directamente en sus Smartphones. Feedback Cultural, la empresa especializada en contenidos accesibles a través de su proyecto Cultura Accesible, ha creado esta aplicación pionera que destaca por sus contenidos de carácter inclusivo y por el utilizar balizas que se activan por proximidad. Se trata de unos dispositivos que transmiten una señal por Bluetooth LE y que inician su contenido que se ha descargado en el móvil en cuanto alguien pasa a su lado. El usuario tendrá toda la información de la exposición en su teléfono móvil, que se reproducirá a medida que explore y avance por el museo. 
 
Del mismo modo que las exposiciones son temporales, los contenidos de las audioguías no son definitivos y pueden evolucionar: se espera recibir a grupos colegios, institutos y a otros grupos de visitantes, que aportarán su experiencia a la visita y contribuirán a adaptar mejor el museo para todos. 
 
 

Los objetivos

La puesta en marcha del M(UV)HN tiene como objetivos: 
Reunir, en un espacio adecuado, los elementos más relevantes de sus 32 colecciones científicas con centenares de miles de ejemplares y ofrecer este ingente patrimonio cultural y científico a la sociedad valenciana. Una de las fortalezas de un Museo Universitario es, fundamentalmente, que los fondos que lo integran poseen un gran valor científico, por cuanto constituyen la base de las publicaciones científicas de los investigadores.
 
En tal sentido, el M(UV)HN será un espacio de formación para distintos destinatarios: comunidad universitaria, comunidad educativa, mediante exposiciones itinerantes, se trasladarán al territorio distintas temáticas preparadas de acuerdo con el profesorado y con los centros culturales locales.
 
El M(UV)HN será un espacio de investigación. Dada la vinculación con el mismo de los distintos departamentos de Biología, Zoología, Botánica, Geología, etc. El M(UV)HN cuenta con el mejor plantel de investigadores en historia natural de toda la Comunidad Valenciana, que participan no solo en misiones autonómicas, sino también nacionales e internacionales. Mediante la investigación se produce una actualización y renovación constante de los conocimientos y de las problemáticas más relevantes.
 
El M(UV)HN, continuando las actividades que venía desarrollando el anterior Museo de Geología, se mantendrá como centro de referencia para la CONSERVACIÓN Y RESTAURACIÓN de todos los materiales que, por imperativo legal, sean depositados en el mismo. Si entendemos las colecciones del Museo como una “Biblioteca de referencia de la Tierra y de la Vida”, entenderemos que es imprescindible la conservación y gestión adecuada de dichos fondos (conservación, restauración, inventariado, etc).
 
El M(UV)HN será un espacio de divulgación y proyección territorial. Pero también mediante la organización de exposiciones temporales e itinerantes que facilitarán la difusión del conocimiento más riguroso a la sociedad. Este programa se desarrollará de forma especial con la colaboración de la Generalitat Valenciana y la Diputación de València.
 
Asesoramiento y creación y de recursos didácticos (como colecciones para centros de enseñanza, originales y/o réplicas, en préstamo o en permanencia).
 
La actividad museística se prolongará mediante la organización de seminarios, jornadas, encuentros, debates, mediante los cuales se transmita el conocimiento científico a la sociedad.
 
El M(UV)HN colaborará con otras entidades con competencias o intereses en esta problemática, mediante la Red de Colecciones de Paleontología; por supuesto, esta colaboración tendrá un carácter especial con el Museo de las Ciencias Príncipe Felipe, con otros museos especializados y con las entidades locales de la Comunidad Valenciana.
 
Actuará también como asesor para el desarrollo de nuevos proyectos museísticos o de colecciones museográficas en el territorio, en estrecha colaboración con corporaciones locales (ayuntamientos, diputaciones) y autonómicas (Generalitat Valenciana).
 
Actuará como Centro Consultor y Asesor en materia de Patrimonio Natural e Impacto Ambiental para las distintas administraciones públicas y de seguridad (informes de impacto ambiental, incautaciones de material patrimonial).
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Esta página web utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos, de análisis del tráfico y para facilitar la inserción de contenidos en redes sociales a petición del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información consulte nuestrapolítica de cookies