El Centre Cultural La Nau muestra la obra contemporánea de siete mujeres ceramistas

 
Obra 'Una vez tuve un sueño' de Supi Hsu.
Obra 'Una vez tuve un sueño' de Supi Hsu.

En el marco de las actividades del Día Internacional de la Mujer, el Centre Cultural La Nau ha inaugurado ‘Ceràmica en mans de dona’, una exposición organizada por la Universitat  de València y l­­a Escola d’Art Superior de Ceràmica de Manises con el objetivo de reivindicar dos aspectos culturales: las posibilidades expresivas de un material, la cerámica, relegado a un segundo plano por el entorno virtual en el que estamos inmersos; y la necesidad permanente de subrayar el papel de la mujer en el mundo de la creación artística.

La exposición, que podrá visitarse en la Sala Estudi General hasta el próximo día 22 de abril, está comisariada por María José Sanz, Pascual Timor y Carmen Ruiz, respectivamente, directora, vicedirector y antigua profesora de l­­a Escola d’Art Superior de Ceràmica de Manises.

La Sala Estudi General acerca el trabajo creativo de siete ceramistas: Amparo Almela, Amparo Boluda, Carmen Sánchez, Myriam Jiménez, Rafaela Pareja, Supi Hsu y Teresa Guerrero, todas ellas con una dilatada trayectoria de premios. La exposición se ha presentado esta mañana en La Nau en una rueda de prensa que ha contado con las intervenciones del vicerrector de Cultura e Igualdad, Antonio Ariño, Pascual Timor y Carmen Ruiz.

Según han explicado en la rueda de prensa, las artistas “han utilizado la cerámica para dar forma a sentimientos y necesidades comunicativas mediante la creación de obras delicadas y sutiles que provienen de ellos, y que se manifiestan tras un viaje sosegado, reflexivo y tranquilo en el interior de sus talleres. Ellas hablan calladamente de un viaje interior que desean compartir, a través de sus obras, en esta exposición”. A las ceramistas “les importa el mundo, la naturaleza, los espacios, los macizos y los vanos que se pueden crear con este material y sus posibilidades artísticas en el sentido más amplio del término”.

Las siete ceramistas se caracterizan por presentar enfoques estéticos distintos pero comparten dos cuestiones: una dilatada trayectoria en la creación cerámica; y los materiales utilizados, que son el gres y la porcelana, con un color dominante, el blanco.

Las obras expuestas destacan por su heterogeneidad. Algunas muestran la forma de instalaciones suspendidas del techo, fijadas en las paredes, murales u obra exenta. El proceso para crear las piezas cerámicas abarca una amplia gama de técnicas, que van desde el torno hasta el modelado, pasando por la construcción mediante planchas de barro para crear obras singulares llenas de significado.

La mayoría de las obras presentadas son de gran formato, conceptualmente se podrían agrupar en instalaciones, murales y obra exenta. El elemento armonizador es la cerámica, obtenida principalmente por la cocción de la pasta de porcelana y del gres. En total se exponen 21 piezas (cada artista propone tres obras).

­­La exposición se completa con un cuidado catálogo de la exposición en la que se analiza la obra de las siete ceramistas con las aportaciones entre otros de los docentes Carmen Sevilla y Feli Ruiz.

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos, de análisis del tráfico y para facilitar la inserción de contenidos en redes sociales a petición del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información consulte nuestrapolítica de cookies