Adela Cortina, alta distinción de la Generalitat por el Nou d’Octubre, y el Instituto Confucio, distinción al mérito Cultural

 
Adela Cortina.
Adela Cortina.

El Consell ha decidido otorgar la alta distinción de la Generalitat a Adela Cortina, catedrática de Ética y Filosofía Política de la Universitat de València. El Consell entregarà el mismo galardón al cantautor Joan Manuel Serrat y la mecenas Hortensia Herrero, vicepresidenta de Mercadona. También el Instituto Confucio recibirá una de las distinciones al mérito cultural.

Adela Cortina nació en Valencia en 1947. Cursó filosofía y letras en la Universitat de València, y en 1976 defendió su tesis doctoral sobre Dios en la filosofía trascendental kantiana.

Una beca de investigación le permitió frecuentar la Universidad de Múnich, donde entró en contacto con el racionalismo crítico, el pragmatismo y la ética marxista, y más en concreto con la filosofía de Jürgen Habermas y Karl-Otto Apel.

Al reintegrarse a la actividad académica en España, orientó definitivamente sus intereses de investigación hacia la ética. En 1981 ingresa en el Departamento de Filosofía práctica de la Universitat de València.

En 1986 obtuvo la Cátedra de Filosofía Moral. Sus trabajos también se han centrado en cuestiones relativas a la economía, la empresa, la discriminación de la mujer, la guerra, la ecología o la genética.

Con su obra ‘Ética de la razón cordial’ fue ganadora del Premio Internacional de Ensayo Jovellanos 2007. También ha obtenido el Premio Nacional de Ensayo 2014 por su libro ‘¿Para qué sirve realmente la ética?’. El galardón, dotado con 20.000 euros, lo concede el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Ha sido nombrada anteriormente doctora ‘honoris causa’ por las universidades de Alcalá de Henares, Murcia, Cartagena, Deusto, Politècnica de València, la Universitat de Lleida y Playa Ancha (Valparaíso, Chile).

Instituto Confucio

El Instituto Confucio celebra este año su décimo aniversario, y está considerado ‘Instituto Confucio Modelo’ por parte de la sede central de Hanban. Por sus aulas han pasado hasta la fecha 5.000 estudiantes. El profesorado que se ocupa de los cursos es nativo, procede de la universidad china contraparte del ICUV, la Universidad Normal del Noreste (NENU, por sus siglas en inglés), y dispone de los más altos estándares académicos y competencias profesionales.

Las aulas del ICUV están habilitadas con las últimas tecnologías para el aprendizaje de idiomas y funcionan indistintamente en sus dos sedes. En el campus de Blasco Ibáñez, en la Facultad de Filología, Comunicación y Traducción, y en el campus de Tarongers, en el edificio Beatriu Civera de la calle del Serpis.

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos, de análisis del tráfico y para facilitar la inserción de contenidos en redes sociales a petición del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información consulte nuestrapolítica de cookies