ANTERIOR
1396 - 1451 (Redondillas)
SIGUIENTE

FABIO

Cambio de escenario. Ahora estamos en casa de Fabio.
Extremado es el soneto

Extremado significa excelente, muy bueno.
MARCELO


Y mirad cuán extremado,
pues aquí lo he trasladado.

Es el soneto que Fabio ha compuesto para Isabela, y que pensaba entregar a través de Camilo (aunque enseguida veremos que ha cambiado de planes). Marcelo se lo ha pasado a limpio.
FABIO


Tenedlo, amigo, secreto,
1399

porque desde esta mañana
anda peor que una turca
Violante.

Está al acecho, como los piratas turcos.
MARCELO


               Los aires surca
por entendernos tu hermana.
1403
Trata de oírlo todo.
FABIO


Mira que no nos entienda.


MARCELO


¿Entender dices, o qué?


FABIO


De su fe tengo tu fe,
que es bien católica prenda.
1407
Tengo tu palabra de que no le dirás nada, no la desengañarás, no permitirás que pierda su fe en mí. Y una fe de una fe es una garantía muy católica. (Notemos la antítesis con "turca".)
MARCELO


Desde esta mañana estoy
de tu escrúpulo corrido.
Marcelo cual siempre he sido,
tal quiero ser, y tal soy.
1411
Camilo ha propuesto a Fabio un plan muy atrevido que involucra a Marcelo. Por ello, desde esa mañana, tras haber hablado con Camilo, Fabio está tanteando a Marcelo para asegurarse de que podrá contar con su ayuda. Sin embargo, lo que no es sino apuro por parte de Fabio, Marcelo lo interpreta como desconfianza y se siente avergonzado (corrido).
Juro a la cruz de esa espada...


FABIO


No jures.

No es necesario.
MARCELO


               Quiero jurar,
pues te veo dudar.


FABIO


De tu fe no dudo nada;
1415
Las dudas de Fabio no tienen que ver con Marcelo, sino con el éxito del plan.
de mi dicha mucho dudo.

Su apuesta es que Isabela no se atreva a obedecer a su padre y acepte el matrimonio con
MARCELO

el falso Lelio, pero no está convencido de que vaya a ser así. Por otra parte, tiene una
Pues para que dudes poco,
la mano en esa cruz toco
de ser en tus cosas mudo.
1419
segunda baza, y es que él sigue pretendiendo personalmente a Isabela, y cabe la posibilidad de que ésta rechace a Lelio y a Camilo y se decante por él directamente.
FABIO


Basta, Marcelo. Yo quiero,
porque se haga esta tarde
(Camilo, si viene, aguarde),
buscar quién sea el mensajero.
1423
Camilo vendrá en breve para poner en marcha su plan. Fabio pretende pedir la mano de Isabela al tiempo que Marcelo en el papel de Lelio, pero quiere que antes Isabela haya recibido su soneto, en un intento de ganarse su amor. Por ello va a buscar a alguien que se lo pueda llevar.
Vase Fabio


MARCELO


¿Qué experiencia quiere hacer
Fabio de mi amistad llana,
pues me fió ayer su hermana,
y hoy me entrega su mujer?
1427
Ayer (esta mañana, para ser exactos) me pidió ayuda con su hermana (me pidió que le guardara el secreto de sus planes respecto a ella) y hoy (ahora) me pide ayuda con su mujer (Isabela, su pretendida). Marcelo no sabe exactamente qué quiere Fabio de él, porque Fabio espera la visita de Camilo para explicárselo en su presencia.
No lo sé. Si por el hilo
el ovillo he de sacar,
hay más mal, que le ha de dar
su bella hermana a Camilo.
1431
No sé que pasa exactamente, pero es algo malo, porque sé que el plan de Fabio incluye darle a Camilo la mano de Violante.
Yo voy siendo el instrumento
de esta música, y aun hoy
no sólo el órgano soy,
sino el follador, y el viento.
1435
Cada vez estoy más involucrado en toda esta trama.
¡Oh santa amistad, qué puedes!
A tus aras doy mi vida,
y de una cerviz rendida
la coyunda a tus paredes.
1439
¡Lo que eres capaz de hacer! Cuelgo en tus paredes (como sacrificio) el yugo de mi cuello rendido al amor, es decir, por la amistad que me une a Fabio renuncio al yugo matrimonial que anhelo con Violante.
¡Oh fe, qué haces jurar!
¡Oh Amor, qué fuerzas a hacer!
Yo juré de enmudecer,
y moriré por callar.
1443

Diviérteme algo, soneto,
de esta desesperación.


Lee entre sí, y dice:


Floridos los versos son,
y el pensamiento discreto.
1447

Gallardo por aquí vuela,
dulce por aquí y galante;
mas con joyas de violante
componer quiere a Isabela.
1451
El soneto pretende describir a Isabela, pero las bellezas que describe se ajustan en realidad a Violante. (Marcelo considera que sólo su amada Violante es merecedora de los encarecimientos del soneto.)
Estáse mirando el soneto y entra Violante.



ANTERIOR
ÍNDICE SIGUIENTE