Logo de la Universdad de Valencia Logo Máster universitario en biodiversidad: conservación y evolución Logo del portal

(Programa en fase de verificación por la ANECA. Todas las acciones administrativas (Preinscripción y Admisión), quedan condicionadas a la evacuación del informe favorable de la agencia y la posterior resolución aprobatoria del Consejo de Universidades) El objetivo del programa es permitir a sus estudiantes alcanzar el grado de doctor o doctora en el área de la biodiversidad y la biología evolutiva quedando así capacitados para, dentro de este dominio del conocimiento, desarrollar de manera autónoma actividades investigadoras y tecnológicas avanzadas, tanto en entidades estatales de docencia superior e investigación como en empresas públicas y privadas. Los estudios de doctorado garantizarán, como mínimo, la adquisición por el y la doctoranda de las competencias básicas que figuran en el Marco Español de Cualificaciones para la Educación Superior, a saber: comprensión sistemática del campo de estudio de las ciencias jurídicas, y dominio de sus habilidades y métodos de investigación; capacidad de concebir, diseñar o crear, poner en práctica y adoptar un proceso sustancial de investigación o creación; capacidad de realizar un análisis crítico y de evaluación y síntesis de ideas nuevas y complejas, así como de comunicación con la comunidad académica y científica y con la sociedad en general acerca de sus ámbitos de conocimiento; y capacidad de fomentar, en contextos académicos y profesionales, el avance científico, tecnológico, social, artístico o cultural dentro de una sociedad basada en el conocimiento.

Descripció: Los estudios de biodiversidad y de biología evolutiva están íntimamente relacionados y constituyen un campo central dentro de las ciencias biológicas. Por un lado, la biodiversidad es un concepto que implica varios niveles de organización biológica. Abarca desde genes a ecosistemas, pasando por los individuos y cómo éstos se presentan estructurados taxonómicamente. Los estudios de biodiversidad obedecen a la necesidad fundamental o aplicada de conocer, medir, inventariar, conservar y gestionar la variedad de entidades biológicas que alberga la naturaleza. El énfasis en conservar y gestionar pone de manifiesto las implicaciones aplicadas del concepto de biodiversidad. Por otro lado, la biología evolutiva -el estudio científico de la evolución de los seres vivos- forma parte esencial del núcleo teórico de la biología. Es un área con una sólida tradición científica consolidada internacionalmente. En los últimos años la biología evolutiva ha vivido un nuevo impulso relacionado con la aparición de nuevos métodos y técnicas para la adquisición de datos moleculares, el análisis de la función de genes, el análisis informático de sistemas complejos, etc. Además, el potencial generalizador se ha ampliado con la existencia de bases extensas de datos biológicos y con el refinamiento en el análisis de rasgos complejos. Estos métodos y técnicas están alimentando nuevos marcos integradores, los cuales tratan de abarcar desde la interacción entre moléculas dentro de la célula, hasta la interacción de especies en el seno de una comunidad ecológica. Los estudios evolutivos y de biodiversidad se integran de manera natural. Por un lado, la biodiversidad es la consecuencia directa de la evolución de las especies, de las características que éstas poseen como consecuencia de su adaptación, y de cómo los individuos de varias especies se integran en comunidades biológicas. Por otro lado, los estudios evolutivos parten de la catalogación y medida de la diversidad biológica. En este conjunto agregado de disciplinas biológicas la investigación no ha cesado, y se requieren avances importantes. Esta investigación es necesaria desde el punto de vista de la ciencia fundamental porque las teorías biológicas que tratan de explicar la diversidad y la evolución son todavía incompletas. No se conoce si quiera todas las especies que habitan la Tierra, y las estimaciones sobre su número son inciertas. Existen incertidumbres sobre los procesos implicados en la persistencia de las poblaciones y en los factores que limitan la diversidad ecola evolutivablaciones y en los factores que limnitan la diversidad ecola de las poblaciones y en los lógica. Los estudios evolutivos necesitan abordar el origen y mantenimiento de la complejidad biológica. Un caso paradigmático de complejidad son los sistemas interactivos de individuos, células o moléculas; otro caso es los rasgos complejos de comportamiento y de ciclo vital. La investigación en biodiversidad y evolución también es necesaria desde el punto de vista aplicado. Las sociedades humanas modernas, en su complejidad, encaran tremendos desafíos relacionados con la salud, la producción de alimentos, la cohesión social y la sostenibilidad ambiental, con respecto a los cuales fallan las aproximaciones simples. Incluso los juicios morales son cada vez más dependientes, de manera parcial pero esencial, de un asesoramiento altamente tecnificado. Estas necesidades hacen que la biología deba asumir varios objetivos. Uno de ellos es proporcionar una mejor comprensión de la naturaleza humana, lo que incluye aplicaciones a problemas sociales, así como un mejor entendimiento de cómo el bienestar y la armonía de las personas depende de la naturaleza. Otro es asistir en la solución de problemas específicos, lo que incluye señaladamente la preservación de la biodiversidad. Esta necesidad de avance científico está reconocida institucionalmente. A nivel nacional, la Agencia Nacional de Evaluación y Prospectiva (ANEP), que se encarga de evaluar la calidad científico-técnica de las propuestas que solicitan financiación pública en el Plan Nacional de I+D+i del ministerio del ramo de la Ciencia, incorpora explícitamente la evolución y la biodiversidad en su área de ‘Biología Vegetal, Animal y Ecología’: ‘Investigación sobre la diversidad de los organismos vivos y cómo estos evolucionan e interaccionan en el marco de la biosfera. Se consideran los aspectos estructurales, funcionales y dinámicos a distintas escalas espacio-temporales de la biología de organismos y ecosistemas.’ En el plano internacional, en la convocatoria ‘Starting Grant’ del 7º Programa Marco de la Unión Europea se financia la investigación de la más alta calidad en la frontera del conocimiento, identificando un subprograma denominado ‘Evolutionary, population and environmental biology’. El programa ha contado con menciones de reconocimiento desde que se instituyen éstas, bien sea la mención de calidad o la recién constituida mención hacia la excelencia. La Universitat de València, principalmente en los departamentos asociados a la Facultat de CC. Biológiques y en el Institut de Biodiversitat i Biologia Evolutiva, cuenta con los medios materiales y la capacidad científico-académica para llevar a cabo un programa de doctorado en biodiversidad y biología evolutiva. Además, existen centros en los que participa el CSIC que vienen colaborando asiduamente en este ámbito formativo, como el IBMCP (Instituto de Biología Molecular y Celular de Planats; centro mixto CSIC-Universitat Politècnica de València) y del CIDE (Centro de Invetigaciones sobre Desertificación; centro mixto CSIC-Universitat de València-Generalitat Valènciana).