GeneralitatCIDECSICUV Logo del portal

El CIDE colabora con el Instituto Meteorológico e Hidrológico de Suecia y la Universidad de Gotemburgo en el estudio de los cambios del viento en el pasado.

  • 27 mayo de 2020

• César Azorín-Molina, investigador del CIDE, participa en una proyecto de rescate y digitalización de series históricas de viento en Suecia para aumentar el conocimiento sobre los cambios observados en el pasado y ponderar las proyecciones futuras del clima.

• Los resultados serán muy valiosos para varios sectores socioeconómicos como la industria eólica, la disponibilidad de recursos hídricos y los procesos de desertificación, o la propagación de incendios forestales, entre otros muchos.

El CIDE colabora con el Instituto Meteorológico e Hidrológico de Suecia (SMHI) y la Universidad de Gotemburgo en el proyecto WINDGUST. Se trata de un proyecto financiado por el Consejo Sueco de Investigación para el Desarrollo Sostenible (FORMAS) cuyo objetivo es estudiar los cambios históricos de la velocidad del viento en Suecia y las posibles causas, contribuyendo a una mejor comprensión de las variaciones del viento en un contexto de calentamiento global.

Tal y como señala el investigador del CIDE, César Azorín, experto en esta temática, este “es un proyecto de rescate y digitalización de las series históricas de viento disponibles en papel en los archivos del SMHI, con el fin de conocer mejor la variabilidad climática de la velocidad del viento en el pasado”.

El viento afecta a muchos sectores socioeconómicos y juega un papel determinante en la transición hacia una sociedad sostenible con un sistema energético basado en fuentes renovables. Sin embargo, el viento también puede causar daños en la agricultura, la silvicultura y las infraestructuras. Los resultados del proyecto pueden facilitar que estos sectores planifiquen sus actividades futuras dependiendo de los cambios observados del viento en el pasado y el mejor conocimiento de las causas que los controlan.

WINDGUST se estructura en tres fases. En una primera se procederá al rescate y digitalización de las mediciones históricas del viento disponibles en revistas en papel en el archivo del SMHI en Norrköping. La segunda fase se centrará en mejorar la calidad de los registros de viento rescatados, aplicando controles de calidad y homogeneización. La tercera y última fase abordará el análisis estadístico de las tendencias y ciclos del viento en Suecia desde principios del siglo XX hasta la actualidad, así como la atribución de las causas que están detrás de los cambios observados.

El proyecto continuará durante los próximos tres años 2020-2022.

 

CIDE Comunicación